Captura de pantalla de 2014-01-23 16:58:11

LA ARDILLA EN EL CONDAO

Otro día cuando la profe de Religión estaba despistada, nuestra amiga la ardilla se metió dentro de su maleta. Luisa como siempre lleva mucho peso, no se dio cuenta. Al día siguiente cuando llegó a la escuela del Condao, la ardilla dio un buen susto a los niños y niñas del Primer Ciclo que se quedaron sorprendidos cuando la vieron dar un salto y plantarse delante de sus narices.
Le dijeron que ellos eran los niños de 1º y 2º de primaria y que eran muy buenos y que se lo pasaban muy bien en el cole. Y que su aula favorita era la clase de ordenadores.
En la clase de Infantil cuando estaban en la asamblea, los pequeños se llevaron un susto. De repente empezaron a escuchar unos ruiditos muy raros que provenían del rincón de investigar. Se acercaron sigilosamente pensando que igual era un ratoncito y ¡Oh qué sorpresa!, descubrieron que una ardillita estaba comiéndose las nueces que tenían encima de la ventana. Al verlos no pareció asustarse y le preguntaron:
-¿Qué haces aquí comiéndonos las nueces?
-Pues estoy desayunando, les respondió. Es que ayer estuve en la clase de Primer Ciclo y cómo se me hizo tarde decidí dormir en este sofá tan cómodo y ya sabéis… después de levantarse hay que desayunar. ¿Os parece mal?
-¡Qué va! Estamos encantados de tener visitas.
-¡Oye! Nos dijo, vuestros compañeros me han enseñado el aula de ordenadores que es lo que más les gusta. Y vosotros, ¿queréis enseñarme lo que más os gusta del cole?
-¡Claro! Le dijeron y después de enseñarle los rincones de nuestra clase que es nuestro lugar preferido, (foto de la clase) la llevamos derechito al taller de cocina que es el lugar donde mejor lo pasamos. Es que nos encanta cocinar (foto de la cocina).
Bueno también nos gusta mucho ir al gimnasio a hacer psicomotricidad y a continuación le enseñamos nuestro gimnasio y jugamos allí un buen rato con ella.
(foto del gimnasio)
Al día siguiente la ardilla se paseó por los árboles de nuestro cole, los niños de 3º y 4º la habían visto cruzar por la cancha en dirección al río, pero al escuchar los instrumentos de la clase de música, que aquel día sonaron como nunca, se la encontraron en el alféizar de la ventana. Desde aquel día fue su mascota amiga, ya que comprobaron cuánto le gustaban sus melodías. (Foto en la clase de música)
Cuando la ardilla se presentó en nuestra clase los alumnos de 5º y 6º le enseñamos una de las cosas que más nos gustaba “nuestro huerto”, al verlo quedó asombrada de todo lo que habíamos cultivado: calabacines, fabes de mayo, patates, berces,cebolles… pero quería saber un poco más de nuestro cole, así que la llevamos a la biblioteca; un lugar especial para nosotros donde leímos todos juntos los anuarios, noticias y revistas de nuestro CRA.
Captura de pantalla de 2014-01-23 16:58:11

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *